Muchas veces hablando con amigos sobre mi trabajo me consultan en cuanto a si la gente «sigue hoy en día gastando fotos con un profesional, siendo que tienen celulares«. Mi respuesta es sencilla, la gente ha vuelto a mirar hacia las fotos realizadas por una persona capacitada pues más que un gasto son una inversión a largo plazo. ¿En que sentido se preguntarán ustedes?, la verdad es que una foto donde se cuidan los detalles es algo que podrás atesorar para siempre, es una inversión en recuerdos podría decirse.

Una sesión fotográfica es un regalo (para hacer o hacerse) que dura para toda la vida, no puede medirse con costos sino que la misma tiene un valor que sobrepasa lo económico. Mi filosofía de trabajo es que cada sesión te genere buenos recuerdos, que el día de mañana cuando vuelvas a mirar esas fotos con tus hijos o nietos recuerdes lo que fue la experiencia de la sesión en sí. Y eso es algo que me lo dicen mis clientes, vuelven a pasar por los lugares donde hicimos la sesión y los recuerdos vuelven a sus mentes y corazones.

De nada serviría ser simplemente un servicio, para mi la fotografía debe aportarte ese plus de volverse parte de tus lindos recuerdos. Mediante una foto podrás atesorar para siempre lo que fue la espera amorosa de tu bebé, sus primeros días, sonrisas, gateos, esa conexión entre hermanos. Con la fotografía podemos revivir bellos momentos familiares, algo que para mi es inigualable.

En lo personal me encanta sentarme a mirar viejas fotos, incluso algunas de antes en que yo naciera. Mi tía Tina, quien ya no está, me dejó hace mucho tiempo una serie de fotos que son para mí un tesoro, fotos de ella y mi mamá cuando adolescentes . Estamos hablando de una época en que las fotos eran un lujo, pero ella con sus primeros sueldos logró comprarse una pequeña cámara y captar momentos únicos. De mi amada tía heredé el amor por la fotografía, y me encanta traspasar esos bellos sentimientos en las fotos de cada familia que tengo la dicha de fotografiar.

Así que si la fotografía es un costo o una inversión, sin dudas estás invirtiendo en recuerdos algo que en tu futuro será lo más valioso que puedas tener.